«La participación ardió en la Fogata»

La publicación «Unidad Barrial ganó otro partido difícil» recibió trescientas veintitrés visitas y numerosos comentarios de lectores que pusieron de manifiesto el interés de la barriada y los diferentes puntos de vista sobre la Construcción Colectiva.

Pipo Sánchez

La jornada de ayer fue motivo de alegría para el equipo de trabajo de «La Fogata» ya, que la publicación en la que hacemos referencia a la excelente tarea colectiva que vienen llevando a cabo los referentes de los distintos grupos de vecinos nucleados en la Agrupación Facundo Quiroga, alcanzó el número más alto de visitas que haya recibido nuestro medio de comunicación: 323 fueron los lectores y numerosos los comentarios recibidos en nuestro mail (lafogatastafe@gmail.com) a través de los cuales ,los habitantes de una de las barriadas más populosas de la Ciudad, demostraron su interés y sobre todo conceptos que deben ser debatidos en este proceso de construcción colectiva sin precedentes en el Barrio.

«¿Como se llama este barrio?, ni nombre tenemos..»

El interrogante de Juan tiene sobrados motivos. La gran mayoría de los medios de comunicación de Santa Fe utilizan el nombre de «Transporte» para dar a conocer los diferentes acontecimientos de este sector de la Ciudad. Vayan algunos ejemplos:

Con fecha 02 de Marzo de 2021 el columnista de Diario Uno Matías De Philippis en la nota «El Drama de vivir en Barrio Transporte escribe: «Barrio Transporte está delimitado al norte por avenida Gorriti, al este por avenida Aristóbulo del Valle, al oeste por avenida Facundo Zuviría y al sur por calle Risso» (https://www.unosantafe.com.ar/santa-fe/el-drama-vivir-barrio-transporte-el-olvido-la-falta-obras-y-la-inseguridad-n2645021.html)

Otro medio de comunicación, en este caso Diario el Litoral, en una nota del día Martes 09 de Septiembre de 2020 donde da cuenta de la situación surgida por la usurpación de terrenos, titula:«Se cumplen siete meses de la usurpación de terrenos en barrio Transporte» ( https://www.ellitoral.com/index.php/id_um/257748-se-cumplen-siete-meses-de-la-usurpacion-de-terrenos-en-barrio-transporte-asentamiento-irregular-area-metropolitana.html)

Sin embargo en la superficie que es denominada como «Barrio Transporte» fueron naciendo diferentes conglomerados a los que se les asignaron nombres como : UPCN, Villa Elsa, Don Gianello, Esmeralda Sur y que constituyen lo que, en el listado de barrios que componen el distrito Este, es denominado Facundo Quiroga.

«TODOS JUNTOS» se escribe separado y «SEPARADO» se escribe todo junto.

Así las cosas le podríamos decir a Juan que para la lucha colectiva que llevan adelante vecinas y vecinos de este sector de la Ciudad importa más el «contenido que el nombre de la etiqueta».

«Vino Nuevo en Odres Nuevas»

Si Sonia es católica seguramente la lectura del evangelio correspondiente a este Viernes 03 le puede servir para iluminar las apreciaciones que nos envió a través del mail:

» Ojalá logren algo, la vecinal siempre fue la casa de punteros y no de los vecinos»

 Lucas (5,33-39) «.. Y añadió esta parábola: «Nadie recorta una pieza de un manto nuevo para ponérsela a un manto viejo; porque se estropea el nuevo, y la pieza no le pega al viejo. Nadie echa vino nuevo en odres viejos; porque el vino nuevo revienta los odres, se derrama, y los odres se estropean. A vino nuevo, odres nuevos..»

Al «Manto nuevo» que representa la propuesta del trabajo colectivo de los referentes de los distintos sectores de esta barriada no le podemos arrancar un pedazo para remendar al «Manto Viejo» que representa la práctica vecinal considerada por Sonia.

El «Vino nuevo» del que habla el evangelio de Lucas bien puede representar a una nueva práctica vecinal que no puede ser vertida en los odres viejos donde las divisiones y los intereses partidarios hacen derramar por el suelo cualquier contenido de características colectivas. A vino nuevo, odres nuevas.

«La comunicación barrial es el riel por donde circula el cambio»

La pregunta de Nicolás fue, entre el más del centenar de mensajes y mails recibidos, la que más nos ayudó a reflexionar sobre el rol de un medio de comunicación barrial:

«Quisiera saber si «La Fogata» es solo de la Agrupación Quiroga o hay otras listas»

Nuestro medio de comunicación tiene 4 años de vida y nació con un objetivo central sintetizado en su nombre:» La Fogata» Un sitio que convoca a todos aquellos que andan por la vida con trozos de esperanza a que se animen a arrimarlos con otros para construir entre todos un fuego que ilumine y de calor ante la oscuridad y el frio de la desesperanza. En ese camino nos encontramos con numerosas ONG’s que no tenían espacios para dar a conocer las numerosas actividades que realizaban y encontraron un lugar en la Fogata. La propuesta fue declarada de interés municipal y posteriormente provincial por el Consejo Municipal y la Cámara de diputados respectivamente. Luego fueron los «pibes» con consumo problemático de sustancias y personas en situación de calle las que se desde este espacio pudieron poner en palabras sus pensamientos, su dolor, sus historias.

En los inicios de este 2021 «La fogata» se propuso arder en este Barrio. Había mucha «madera» dispersa y algunos fueguitos que eran apagados por el cansancio y la falta de respuestas a los problemas de vecinas y vecinos. Desde nuestro lugar podemos decir que el objetivo fue alcanzado. El fuego comunitario encendió y obtuvo un primer logro: «La normalización de la vecinal Facundo Quiroga». Pero tal vez la euforia nos condujo a cometer algunos errores que son señalados, implícitamente, en la pregunta de Nicolás: «Quisiera saber si «La Fogata» es solo de la Agrupación Quiroga «.

No Nico. El espacio comunicacional está abierto a vecinas y vecinos. La equivocación que cometimos fue involucrarnos demasiado con la luminosa propuesta de la Agrupación de vecinos y formar parte de ella.

El «Gracias enorme» ya se lo dimos a este lector que nos ayudó a tomar la determinación de no integrar ninguna lista que los vecinos conformen para participar de las elecciones a comisión directiva de la Asociación Vecinal lo que nos permite seguir siendo ese fuego del que habla Eduardo Galeano en su poema «Un mar de fueguitos»

No hay dos fuegos iguales.Hay fuegos grandes y fuegos chicos y fuegos de todos los colores.Hay gente de fuego sereno que ni se entera del viento,y gente de fuego loco que llena el aire de chispas.Algunos fuegos, fuegos bobos, no alumbran ni queman;pero otros, otros arden la vida con tantas ganas que no se puede mirarlos sin parpadear,y quien se acerca, se enciende.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *